jueves, 10 de mayo de 2018

Mayte


¡Hola! Hoy vengo a mostraros a una desconocida dentro del panorama juguetero español.

Mayte es una muñeca creada por la fabricante de muñecas española Beymar, a mediados de los años 70.

Se trata de una muñeca fabricada en plástico que mide 33 centímetros. Tiene articulaciones en brazos, piernas y cabeza.

Tiene un rostro compuesto por una boca abierta formada por unos labios carnosos, nariz chata, unos grandes ojos con pestañas abundantes y unas finas cejas.

Mayte podía lucir melena larga o corta, ya fuese lisa, ondulada o rizada. Además, los tonos de pelo que podía presentar eran diversos: rubio, platino, castaño, pelirrojo y moreno. Normalmente lo llevaba suelto, aunque también se podían encontrar modelos que llevasen moño.

En cuanto a su vestimenta, era muy variada. La muñeca podía vestir conjuntos formales y elegantes o más bien joviales y modernos para la época. También era común que luciese vestidos de época o de estilo campestre, además del típico de comunión. También existieron los modelos con vestidos regionales, que eran vendidos sin nombre en concreto, a pesar de que la muñeca era Mayte. 

La última fecha de la cual se tiene constancia acerca de Mayte es 1979, por lo tanto, se mantuvo en el mercado hasta principios de los años 80.

Es una gran desconocida, junto al resto de muñecas de la misma empresa, ya que no era muy conocida y tampoco publicitaba sus productos, lo cual dio lugar a su impopularidad. Es una pena, ya que me parece una muñeca preciosa que podría haber tenido buena acogida y llegar a competir con las muñecas de mayor éxito.
























Fotos: todocoleccion.net, es.wallapop.com.



Hablando de muñecas desconocidas, existía otra fabricante española que hizo muñecas realmente bonitas. Se trata de Garmo. Fabricó durante los 60 y 70 muñecas de todo tipo, ya fuesen bebés, maniquíes o con aspecto de niña pequeña.

Personalmente, me llamó la atención una muñeca de mediados de los años 60 de gran tamaño, 60 centímetros, que suele lucir vestidos de época con grandes capotas en la cabeza y estampados muy vivos y coloridos, además de trajes regionales.

Lo que más me gusta de ella es su cara, es muy dulce, con esos ojos tan grandes y redondos y sus labios tan gruesos y carnosos.

Se trata de otra rareza totalmente desconocida, ni siquiera he podido averiguar cuál es su nombre.

































Fotos: todocoleccion.net, clasf.es.


Espero que os haya gustado.


¡Hasta la próxima!

10 comentarios:

  1. Me encanta este reportaje que nos haces con dos muñecas desconocidas y dos empresas muy poco populares. Yo tuve muchas muñecas desconocidas hay tantas....Sobre la segunda muñeca grande y sin nombre te diré que en mi casa tuvimos bastantes porque mi padre las conseguía en las tómbolas de las fiestas de los pueblos que nos gustaba mucho ir (tenía mucha suerte). Pero además recuerdo en las fiestas de Leganés del año 1975 aproximadamente un kiosko que NO era tómbola. Era conseguir la muñeca, había que tener puntería y lanzar una pulsera de plástico a la mano de la muñeca que te quisieras llevar. En vez de ser un juego de disparar ó de tirar dardos a los globos..... si acertabas te la daban. No me acuerdo cuanto había que pagar por cada pulsera, seguramente había bonos, varias pulseras más barato que de una en una. Imagina el frente del kiosco lleno de muñecas iguales a la de la foto que tu has puesto, la que tiene un vestido largo color salmón con volantitos en el pecho y con la capota a juego. Pues todas ellas iguales variaba el color del vestido, daba gusto verlas tan colocadas, cuando alguien acertaba y se la llevaban el feriante la reponía y ocupaba el hueco. Allí mi padre no cogió ninguna el tenía más suerte en las tómbolas de comprar boletos, por eso en mi casa ha habido siempre muchas muñecas desconocidas. A por cierto a estas muñecas grandes de este tipo las llamamos tomboleras. Y claro no sabíamos ni la marca ni el nombre porque venían sin caja. Los feriantes debían comprar un gran numero de ellas en fábrica, sin caja y sin ningún tipo de envase.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Ana Isabel! Es maravilloso este relato. Me hace verdaderamente feliz que nos evoques con tus palabras a tiempos pasados que no viví, tan felices y distantes a los tiempos actuales...
      Me ha parecido muy curioso el hecho de que el juego consistiese en meter la pulsera en la mano de la muñeca. Seguro que era genial llegar a casa con una de estas enormes y bonitas muñecas.
      ¡Besos y muchas gracias por tu comentario!

      Eliminar
  2. Espero que os guste mi relato que creo que va a ser muy grande cuando se haga visible.

    ResponderEliminar
  3. A primera vista me recuerda la primera muñeca Sintra mucho! ¡Estos muñecos son hermosos! El segundo que nunca he visto antes. Gracias para mostrarlas, me encanta descubrir nuevas muñecas:-).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Millicent! Muchas gracias por tu comentario, me alegra que te hayan gustado las muñecas. ¡Besos!

      Eliminar
  4. Hola Marina, la cara de Mayte es una ricura, es una pena que no fuera conocida le veo mucho potencial.
    La muñeca de 60 centímetros también es guapísma, sobretodo la de la primera foto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Jem! Yo también creo que Mayte es adorable y, como muchas otras muñecas de marcas pocos conocidas, quedó en el olvido injustamente. Y sobre la muñeca de mayor tamaño, a mí también me encanta la de la primera foto, con esos ojos tan grandes y sus labios tan regordetes y rosados. ¡Besos!

      Eliminar
  5. Mayte me encanta, es guapísima! Me recuerda a las Sintras más dulces (algunas tienen una cara más de "arpía" por las cejas, dependiendo de ellas le cambia bastante la cara). Imagino que será del tamaño de Nancy?? Es una pena que se hicieran muñecas que pasasen sin pena ni gloria, pero si eran de la época de nancy, seguro que éstas las eclipsaron.
    Respecto a la desconocida, me recuerda un poco a la cara de un bebé que tuve cuando era muy niña. De hecho tuve dos, con los que dormía: Cariñito y Cariñín (sí, muy original, lo sé, pero tenía yo unos 4-6 años...). Ni idea qué marca eran, pero eran desconocidos, eso seguro. Mis padres siempre me compraban muñecas "de segunda", supongo que por el precio.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Rosana! Pues Mayte mide 33 centímetros, por lo tanto, es un poco más alta que Barbie y mide más o menos lo mismo que Lesly. Y sobre tus muñecos bebés, verdaderamente no importa si los muñecos eran de marcas más o menos conocidas, porque todas dan bonitos ratos de juego y recuerdos.
      ¡Besos!

      Eliminar
  6. Hola Marina, Mayte es una verdadera preciosidad con esos labios tan carnosos. De la desconocida de Garmo me hacen gracia sus tacanes. Es un lujo poder bautizar a nuestras muñecas, gracias por molestarte. Besitos.

    ResponderEliminar